Culos para todos
Las retaguardias de Byblos toman la ciudad

Tras la invasión de culos que sufrieron las calles alicantinas a cuenta de la cartelería de Byblos ha llegado el momento de que volvamos al lado más salvaje de la publicidad. La discoteca, que ya nos había sorprendido con piezas que poco tienen que envidiar (en lo explícito) a las de su colaborador GLASSclub, en esta ocasión seleccionó una amplia gama de retaguardias para mostrar su programación. No entraré a valorar la calidad de la composición ni de sus motivos pero, si bien ya estábamos curados de espanto de ver firmes nalgas en los escaparates de las farmacias, al menos hay que reconocer que nunca nos habíamos enfrentado a una dosis tan cruda y variopinta de realidad "culera". ¿Serán los precursores de la publicidad-verité a ese nivel anatómico?

Respecto a los elementos más llamativos he de decir que el único que me deja más sin habla que el de Bart Simpson (hasta así se le reconoce) es el tatuado con serpenteantes y terroríficos falos, aunque a estas alturas poco oportuna parece la pregunta de sí era realmente necesario.

Para acompañar esta imagen tenemos una pieza alemana con el que, probablemente, sea el culo más grande que se ha expuesto en publicidad. El anunciante se dedica a la búsqueda de empleo y bajo el lema "hay mejores maneras de hacer carrera" instaló su metafórico túnel. Puedes encontrar más información en Adsoftheworld

Comentario y captura:
Ramiro Seva
::Anunciante:
Liberal House BYBLOS y Jobsintown.de.
::Medio:
Publicidad exterior: cartelería e impresión de gran formato.
::Fecha de publicación:
15/09/2007